Agujetas, ¿por qué se producen y cómo puedes evitarlas?

Publicado: 13 mayo, 2020 - Actualizado: 20 julio, 2020

Empezar a realizar ejercicio de manera regular puede ser todo un reto, especialmente si nunca se ha practicado deporte de forma asidua anteriormente.

Tomar esta decisión deriva directamente en un cambio de nuestra rutina diaria, de manera que dediquemos un tiempo al ejercicio y establecer unos objetivos a alcanzar.

Normalmente, comenzar a hacer ejercicio conlleva la aparición de dolores musculares, comúnmente conocidos como agujetas. Esta situación, en la que el músculo se adapta a la nueva rutina, puede resultarnos incómoda y, a su vez, hacer que nos resulte más difícil mantener este hábito.

Aunque este dolor leve es un resultado natural de cualquier actividad física de intensidad y se puede producir aunque ya estemos habituados a la práctica de deporte, suele ser más frecuente en las etapas iniciales.

corredor agujetas

¿Qué son las agujetas?

Las agujetas, o el dolor muscular de aparición tardía (DMAT o DOMS - Delayed Onset Muscle Soreness) se trata de las molestias musculares que aparecen tras la práctica de una actividad física de cierta intensidad a la que nuestro cuerpo no está acostumbrado.

Normalmente, se presentan síntomas como tensión muscular, pérdida de fuerza o sensibilidad en la zona, así como reducción del rango de movimiento por el dolor y la rigidez al moverse.

¿Por qué se producen las agujetas?

Las agujetas y el dolor que aparece de forma retardada se produce cuando el músculo realiza una contracción excéntrica o de alargamiento.

La lesión por esfuerzo muscular leve crea un daño microscópico en las fibras musculares, que, junto con la inflamación que acompaña a los desgarros, causa el dolor. Este es una indicación de que los músculos se están adaptando a la nueva rutina de ejercicio físico.

¿Cuánto tiempo duran las agujetas?

Normalmente este dolor o molestias aparecen a partir de las 12-24 horas después de haber practicado la actividad y el pico de intensidad se suele producir a las 48 horas.

Según la intensidad que presenten, las agujetas pueden durar entre 3 y 7 días.

¿Qué hacer para evitar las agujetas?

Ninguna persona que practique ejercicio es inmune a la aparición de agujetas, desde principiantes, hasta deportistas de élite o personas que han dejado de practicar deporte durante algún tiempo y han retomado la rutina. 

Sin importar la condición física, las agujetas pueden aparecer al aumentar la intensidad del entrenamiento de forma puntual o cambiar la rutina de ejercicios.

Aunque, para reducir el riesgo de la fatiga muscular y, por supuesto, el riesgo de posibles lesiones, es importante realizar un calentamiento previo que incluya movilidad articular. Al terminar el ejercicio es fundamental realizar estiramientos, para evitar la aparición de lesiones y de las agujetas. Igualmente se pueden realizar masajes de descarga muscular tras el entrenamiento. Este tipo de masajes favorecen la recuperación muscular y devuelven la flexibilidad al tejido muscular, además de mejorar la circulación con suaves movimientos. 

Cómo aliviar las agujetas

Artohelp Masaje Deportivo

Aunque el paso de los días será lo que haga desaparecer las agujetas por completo, se pueden tomar algunas medidas para ayudar a aliviar la sensación de molestias y la rigidez muscular.

Lo primero sería realizar un masaje en las zonas musculares que presenten malestar. Para ello, nos podemos ayudar de aceites de masaje deportivo que incluyan ingredientes naturales beneficiosos para la recuperación de músculos.

Para ello, podemos realizar un ligero masaje con MARNYS® Artohelp Masaje Deportivo que alivia la sensación de cansancio muscular y facilita la recuperación del deportista. Está formulado a base de Árnica y Harpagofito ,con propiedades reconfortantes y relajantes para la piel ayuda a la preparación de músculos y ligamentos, tanto antes del entrenamiento como para su recuperación después, evitando posibles lesiones con un efecto refrescante inmediato. 

El aceite de Almendras y Jojoba proporcionan una textura agradable que facilita deslizar el producto sin ser resbaladizo. También con Mentol, Gaulteria y Alcanfor que tienen propiedades reconfortantes para la piel.

Si además notamos las piernas especialmente cansadas, podemos utilizar el Aceite de Árnica MARNYS®. Contiene Árnica , Romero y Aceite de Oliva que aportan una sensación de alivio y de confort muscular inmediata que favorece la activación de la microcirculación cutánea y contribuye a la reparación y tonificación de la piel y aliviar la sensación de piernas cansadas.

Aceite de Árnica

Ambos están formulados para proporcionar un efecto relax al músculo y sensación de bienestar, así como para recuperar el tono y la elasticidad de la piel.

Por último, podemos combinar estos masajes con la realización de estiramientos suaves y progresivos durante los días que duren las agujetas.

Hacer ejercicio y entrenar con agujetas

Ante el dolor y el malestar que provocan las agujetas, la idea de realizar más ejercicio no suele ser muy atractiva. Lo más normal es que queramos descansar y evitar cualquier movimiento. Pero el mantenerse inactivo tiene el efecto contrario, no se aliviará el dolor ni la rigidez, sino que puede agravarse la situación. 

Si el dolor de las agujetas es severo, en ese caso lo ideal es descansar un día completo antes de retomar la actividad física. Si la molestia es leve, no hay que saltarse el entrenamiento y lo ideal es mantener activos los músculos, aunque se trabaje a baja intensidad.